Una tarde con Carlos Magdalena y el nenúfar “Victoria regia”

Una tarde con Carlos Magdalena y el nenúfar “Victoria regia”

La Fundación Sales nos ha brindado, un año más, la gran oportunidad de ver la floración del nenúfar Victoria regia ( hasta el año pasado sería la de otro ejemplar, Victoria cruziana)  junto al responsable de su llegada a Vigo, Carlos Magdalena.regia

Durante años, Carlos ha suministrado plantas a este jardín, además de aportarles a sus responsables todos los consejos necesarios para el mantenimiento de las mismas. Apodado El Mesías de las Plantas (The Messiah Plant) por conseguir reproducir plantas “imposibles”,  Carlos Magdalena es el Director de acuáticos de Kew Gardens y en su momento fue considerado como una de las 1000 personas más influyentes de Londres, según la prensa inglesa. El pasado sábado pudimos hablar con él en un encuentro informal donde muy amablamente respondió a la gran variedad de preguntas del público asistente. Algunas de ellas relacionadas con su vida profesional en Kew Gardens, otras sobre sus increíbles expediciones a lo largo del mundo en busca de plantas en peligro de extinción y también, como no, sobre la especie Victoria regia ( también llamada Victoria amazonica) y su pequeño ejemplar del jardín de Sales.

i

Sobre el nenúfar gigante:

Después de que varios descubridores lo hubieran registrado sin formalizar el hallazgo a principios del s. XIX, es en 1837 ( cinco años después de que Eduard Poeppig lo recolectara en el Amazonas publicando su descripción) cuando Robert Schomburgk, contratado por el gobierno británico, lo descubre en la Guayana Británica. Fue identificadoa como un nuevo género por John Lindley, quien lo nombró Victoria regia en honor a la reina Victoria. A partir de ahí, serían varios los intentos de llevar semillas del nenúfar a Inglaterra. En marzo de 1849 Kew ya había logrado 6 pequeñas plantas cuyo número iría en aumento. Pero fue en Chatsworth donde floreció la primera Victoria regia de Inglaterra, concretamente en noviembre de 1849 y de la mano del jardinero Joseph Paxton, quien había construido para su llegada un estanque en el Gran Conservatorio. Al año siguiente floreció en Kew.

f

La expectación creada, entre el público, por aquel nenúfar gigante fue recogido en numerosas imágenes de aquella época, en las que niños y mayores demostraban la  robustez de sus hojas subiéndose a ellas. Como nota curiosa, me gustaría añadir también que la estructura del Palacio de Cristal de Londres, diseñado por Paxton, se inspiró a su vez en los nervios de las hojas del nenúfar Victoria amazonica.

d

Victoria regia procede de Sudamérica y es el más grande de los nenúfares. Sus hojas flotantes circulares pueden alcanzar hasta los dos 2 metros de diámetro y posee tallos sumergidos de 7-8 metros de largo.

Su flor (40 cm diámetro) nace primero femenina, de color blanco y desprendiendo un olor a piña y melocotón. Se mantiene abierta hasta la mañana del día siguiente. Mientras tanto, atraídos por el olor y el gran calor, a modo de estufa del interior de la flor, grupos de escarabajos (Cylocephala castanea) se introducen en ella y no salen hasta que ésta vuelve a abrir,  la noche posterior, ya con género masculino y un color rosado. Estos escarabajos son los responsables de la polinización del nenúfar, pues van de flor en flor con sus patas impregnadas de polen. Al llegar el último de sus amaneceres, la flor se cierra definitivamente, hundiéndose de nuevo en el agua. Allí madurarán las semillas.

Para que el nenúfar pueda desarrollarse con éxito necesita unas condiciones óptimas de temperatura del agua y luz solar, pues precisa de unos 30 grados de temperatura constante en el agua y de unas 8-9 horas de sol diarias como media.

d

h
Nos encontramos en una época ideal para ver la floración del nenúfar, por lo que os animamos a visitar la Fundación Sales durante el verano. No olvidéis que al hacerlo estáis contribuyendo al mantenimiento de este jardín botánico de Vigo que se conserva gracias a la colaboración de muchas personas. Si queréis ser una de ellas, en este enlace encontraréis más información al respecto.
 d
Y volviendo a Carlos Magdalena, ha visto la luz recientemente la publicación “The Plant Messiah”, un libro de la editorial Penguin, escrito por Carlos, y que engancha desde la primera página, os lo aseguro!  A la vuelta del verano os hablaremos sobre él junto a una entrevista que realizaremos a su autor. Por el momento, nos despedimos con la amable dedicatoria que nos ha regalado para galiciangarden. Muchas gracias Carlos!!
d
s

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con